29.8.05

Cuidado con las macros ocultas (y III)

Con éste cierro la serie crítico-obsesiva sobre Tron. Por mucho que la critique, es una peli que me gusta, me parece que fue muy original en su momento, el argumento era rompedor y la tecnología que usaron era en su momento lo más. El problema que tiene es que los que en su momento la vimos con ojos de niño que se cree todo, hemos ido creciendo al mismo tiempo que la tecnología, tanto la que mostraba como la que se usó para crearla, y ambas se han quedado muy atrás. No es como en otras películas, lejanas en tiempo y espacio, no hay crítica que podamos hacer a las películas del oeste, no lo vivimos, Chicago en los años 20 era un nido de corrupción...
Pero igual que en Tron sólo una minoría tenía acceso a los ordenadores y principalmente para trabajar, hoy (casi) cualquiera tiene un PC y la mayoría internet. Y las cosas han cambiado, en estos 20 años la potencia de los ordenadores se ha multiplicado a un ritmo vertiginoso, y donde debieron necesitar unas máquinas enormes para un escenario 3-D a base de líneas, hoy te montan películas como Final Fantasy y Toy Story... Y ese mundo a base de líneas, con movimientos lentos y aspecto de flotar era lo más que podían dar los juegos entonces, consiguen moverte por mundos con apariencia casi real, con movimientos naturales...
Sobre la historia, el argumento recuerda a algún otro... Un tipo (léase programa, Tron) que sin comerlo ni beberlo, se encuentra de repente envuelto en una aventura en que tiene que llevar un objeto (redondo, por más señas, su disco) a un lugar remoto (la torre Input-Output)... Hay un poder que quiere que no llegue (el CCP), con esbirros dispuestos a impedirlo, hay seres poderosos dispuestos a ayudarle (los programadores)... Pero sobre todo, esta imagen, ¿no recuerda a Mordor y el Monte del Destino?


En fin, que no se debe volver a ver las películas que nos impresionaron de niño, porque se corre el riesgo de ver que no eran para tanto
Y ahora, "Deyector, Klaatu barada nikto"

2 objeciones/aplausos:

Mojito dijo...

Mh... vale que ver los trajes da un poco de grima, y que hay cosas que las ves ahora y dices: prffff

Pero yo la ví de nuevo hace poco (tuve que conseguir el dvd de nuevo, por que la cinta me la cargué de pibe de tanto verla), y no me decepcionó. Cuando el tío enciende el paranoide con la pata rota y aquello empieza a parpadear y a moverse y se pone a conducirlo se me ponen los pelos de punta. Me encanta.

O cuando empieza a destruirse la nave... aun después de tantos años, la película sigue encantándome. Por aquel entonces los guionistas tenían casi tanto trabajo como lo infografistas, cosa que hoy en día se echa de menos.

Mh...además...siempre me encantaron los gráficos wireframe azul eléctrico. :9

Fin de impresión.

Mojito dijo...

Ah, y una segunda cosa.
Los tíos eran unos visionarios.

Predijeron desde aquel entonces la aparición de los virus en M$ Office. "Cuidado con las macros ocultas".

¿A qué podrían referirse si no?